El próximo jueves 13 de octubre, como cada segundo jueves de octubre, se celebra el Día Mundial de la Visión. Debido a que entre el 80% y el 85% de la información que nos llega del mundo cada día se percibe a través de los ojos es muy importante realizar revisiones periódicas de nuestra visión y sobre todo del fondo de ojo para poder prevenir futuros problemas.

Actualmente las enfermedades de la retina siguen siendo unas grandes desconocidas para muchas personas. Debido a que la retina está situada en la parte posterior del globo ocular, el fondo de ojo es la mejor herramienta para valorar su estado.

¿Qué se ve en el fondo de ojo?

Cuando el oftalmólogo dilata la pupila para hacer un examen de fondo de ojo está valorando:

  • La macula, área con mayor concentración de células sensibles a la luz (fotorreceptores) encargada de darnos una visión nítida de las formas y los colores.
  • La retina periférica, es muy importante su control puesto que suele será en esta zona donde se inicien los signos de un posible desprendimiento de retina en personas miopes.
  • La papila, zona donde comienza el óptico, encargado de transmitir la información visual hacia el cerebro.
  • Las arterias y las venas de la retina.

retina-normal2

¿Quién debe hacerse un fondo de ojo?

Toda la población en general debe acudir al oftalmólogo, al menos una vez al año, para hacer un reconocimiento visual completo que incluya un examen de fondo de ojo. Existen casos en los que hay que prestar especial antención a este exámen ocular para evitar así problemas irreversibles.

  • Diabetes mellitus: primera causa de ceguera en los países desarrollados.
  • Miopia: debido a las características del fondo de ojo en pacientes con miopia es recomendable hacer un control y un seguimiento periódicos incluso en los casos de pacientes sometidos a algún tipo de cirugía refractiva.
  • Hipertensión arterial
  • Desprendimiento de retina
  • DMAE (degeneración macular asociada a la edad)
  • Embolia retiniana
  • Trombosis venosa
  • Retinosis pigmentaria (enlace artículo)
  • Uveitis posterior
  • Glaucoma crónico
  • Esclerosis múltiple
  • Hipertensión intracraneal

Si presenta alguna de las patologías anteriores o alguno de los siguientes síntomas no dude en ponerse en contacto con un especialista.

  • Cambios en la nitidez de la visión
  • Pérdida de la percepción del color
  • Destellos de luces
  • Moscas volantes
  • Visión distorsionada (líneas rectas que parecen onduladas)

Si tienes alguna pregunta no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Tlf: 968 210 141 – 968 200 100